Primero de Mayo del 2008: ¡Sí se puede!

Muchas ciudades a través de la nación están organizando marchas masivas este Primero de Mayo como parte de un Día Nacional de Acción para una legalización justa y un alto inmediato a las redadas y represión en contra familias inmigrantes. La tradición del Primero de Mayo comenzó en los Estados Unidos y es un día internacional que marca los derechos de todos trabajadores del mundo. El Primero de Mayo contamos con todos los que participaron en las marchas anteriores y más para mandar otro mensaje fuerte al mundo—que no hemos dejado de luchar, no hemos perdido la dignidad ni el coraje, y continuaremos a luchar hasta que se reconozca nuestra humanidad. Fueron las marchas masivas que aplastaron la propuesta de ley de Sensenbrenner, la HR 4437. Esta propuesta hubiera convertido a todo inmigrante indocumentado—incluyendo niños- a un felón agravante (el mismo delito de un homicidio o traficante de drogas o armas), y cualquiera persona de conciencia—como sacerdotes y pastores, abogados, doctores, maestros, familiares y amigos que sabían del estatus inmigratorio de otra persona y no los denunciara, a un criminal también. Organizaciones comunitarias como Voces de la Frontera, sindicatos, e iglesias hubieran sido organizaciones ilegales por aconsejar a trabajadores indocumentados de sus derechos. La legislación paso por una mayoría en la Cámara de Representantes y el Presidente Bush mando una nota a los Senadores diciéndoles que se apuren en pasar la legislación HR 4437 para que él lo podía firmar y hacerlo ley.La ola de marchas puso un alto a ese plan y finalmente se comenzó a hablar de una legalización con camino hacia la ciudadanía. Los tres candidatos presidenciales que ahora quedan para las elecciones del noviembre del 2008 han apoyado una reforma inmigratoria. Es importante recordar que en nuestra hora más oscura, ningún político nos salvo; nos salvamos nosotros mismos. Y aunque aun no hemos logrado la legalización, tenemos que continuar a organizar y marchar porque los cambios que buscamos no se lograran de noche a día. No podemos dudar el poder de nuestra unidad en hacer cambios; si hacemos eso, perderemos la oportunidad de ganar y definir la forma de legalización que buscamos. Las demandas del Primero de Mayo este año son más comprensivas de las necesidades de todos trabajadores de bajos recursos: alto a las redadas y separación de familias, una legalización justa, acceso a licencias de conducir, alto a las cartas de seguro social, tratados de libre comercio justos para los trabajadores, buenos trabajos y acceso a seguro medico para todos, y un alto a la guerra en Irak. A pesar de esfuerzos que han tratado de aislar la lucha de los inmigrantes de una lucha más amplia, la verdad es que la lucha de los inmigrantes, siempre ha sido y será, parte de una lucha social más grande en contra la pobreza y la desigualdad. En el 2007 Milwaukee organizo la única marcha en la nación que supero los números de las marchas masivas del año anterior. En el 2007 alrededor de 80,000-95,000 personas marcharon comparado a 70,000 en el 2006. ¡Hermanos y hermanas en la lucha, el Primero del Mayo del 2008, sí se puede!

Share: